El teletrabajo se ha convertido en algo muy importante dentro del mundo laboral debido a la situación que estamos viviendo por culpa del coronavirus. Son muchas las empresas que están dando la oportunidad a sus empleados de trabajar desde casa, pero para sacar adelante el trabajo, es importante contar con un espacio adaptado para este fin, pero que no siempre sabemos cómo conseguirlo. Por este motivo, hoy queremos hablaros de algunas ideas que pueden seros de utilidad a la hora de diseñar una oficina en vuestra propia casa, ideas que afectan tanto al mobiliario, como a la iluminación y el resto de elementos que no deben faltar.

Mobiliario adecuado

Una de las cosas más importantes para poder desarrollar de forma correcta cualquier trabajo en una oficina, es contar con un mobiliario adaptado para ello. Aunque se tiende a utilizar cualquier mueble que tenemos en casa, a la hora de la verdad esto no termina de ser funcional ya que en muchos casos no están pensados para ello. Lo primero de todo es adquirir una silla pensando que en ella pasaremos muchas horas a lo largo del día. No tiene que ser muy cara, de hecho hay sillas de oficina baratas que ofrecen un gran resultado. Asegúrate que la silla esté a una altura adecuada para que tus brazos descansen sobre la mesa y puedas trabajar con la postura correcta para evitar dolores y lesiones al pasar tantas horas en esa posición.

Junto con la silla, también es importante contar con un escritorio lo suficientemente amplio para poder colocar en él todo lo que vayamos a utilizar, así como espacio de almacenamiento donde guardar papeles y otras cosas importantes relacionadas con el trabajo.

Zona tranquila de la casa

Otra de las cosas importantes a la hora de diseñar una oficina en casa, es buscar una zona tranquila de la misma que esté alejada de posibles distracciones. Escoge un sitio tranquilo en casa, donde, si vives con otras personas, sepas que no te van a molestar haciendo sus cosas; evita los lugares de paso.

Buena iluminación

Cuando hablamos de iluminación, lo ideal sería que pudiéramos disfrutar del mayor número de horas de luz natural, aunque esto no siempre es posible. Siempre que puedas, coloca el escritorio cerca de una ventana para aprovechas esa luz procedente del exterior. Pero además de la iluminación natural, es importante contar con un buen sistema de luz alternativo. Las lámparas LED se han convertido en una de las mejores opciones para las oficinas. También podemos colocar una lámpara de mesa en un lateral para mejorar la iluminación.

Psicología del color para la oficina

Los colores también son un factor muy importante a la hora de mejorar el rendimiento, por esta razón es recomendable apoyarse en la psicología del color. En este sentido, los colores neutros son los que mejor funcionan en una oficina. Veamos a continuación algunas ideas de colores que podemos utilizar.

  • Beige y marrón: Son colores con efectos relajantes ideales para combatir el estrés.
  • Tonos pasteles: Son perfectos para aportar calidez al espacio.
  • Amarillo: Este color favorece la actividad cerebral.
  • Verde: Las tonalidades de este color ayudan a la concentración y la relajación.

Además de lo que hemos comentado, ¿qué otras cosas pensáis que son importantes a la hora de diseñar una oficina en casa? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here